A menos de 24 horas de la entrada en vigor de una tregua generalizada en Siria a partir de la ciudad de Alepo, las virtudes y defectos del acuerdo al respecto entre Estados Unidos y Rusia crea notables suspicacias.

RUSIA HA APRENDIDO A CONVIVIR CON LAS SANCIONES EUROPEAS Y ESTADOUNIDENSES, CON EL MISMO HIERATISMO Y DIGNIDAD QUE CUBA ANTE EL BLOQUEO YANQUI

RUSIA SE OBLIGA A PACTAR CON EL GOBIERNO DE EE.UU. SABIENDO QUE CADA TREGUA ES UN PASO ATRÁS EN LA DERROTA DEL TERRORISMO

El Gobierno del presidente Bashar al Assad expresó su acuerdo, tras las consultas pertinentes, a partir de una prolongada reunión en Ginebra, Suiza, de los jefes de la diplomacia estadounidense y rusa, John Kerry y Serguei Lavrov, respectivamente.

La tregua, al menos por siete días, según lo acordado, será a partir del inicio de las festividades musulmanas del Día del Sacrificio, cuando Abraham o Ibrahim estuvo dispuesto a inmolar a su hijo como un acto de obediencia a Dios, antes de que éste interviniera para proporcionarle un cordero y que sacrificara a este animal en su lugar.

En nueve puntos especificados, los dos miembros permanentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas asumen responsabilidades nunca antes concretadas en una situación como la de Siria, las cuales están respaldadas por los tres restantes miembros: Reino Unido, Francia y China.

Desde el punto de vista racional, esta es una virtud, a la que le acompañan,-menos clarificadas en la realidad- otras, como diferenciar en el terreno a los grupos de la oposición siria ‘moderada’ de las organizaciones terroristas, el cese absoluto de los combates y la facilidad para las entregas de ayuda humanitaria.

Hasta aquí todo parece relativamente claro e incluso, viabilizar el reinicio de las negociaciones para lograr la paz, camino difícil y complicado en el que intervienen múltiples y enredados criterios de una guerra que alcanza niveles internacionales y donde están implicadas numerosas fuerzas en pugna.

Más de medio millón de muertos y mutilados, una cifra superior a los 200 mil millones de dólares en pérdidas económicas, ciudades destrozadas y una infraestructura muy dañada en todos los sectores de la sociedad, son los principales motivos para alcanzar la paz en esta nación del Levante.

Entonces, los defectos están dados por la suspicacia que para el mundo y en especial para quienes han defendido con firmeza y sacrificio la nación siria, despiertan las actitudes de más de un centenar de grupos armados irregulares esparcidos por toda la geografía del país.

La mente positiva para negociar debe mantenerse para continuar con el programa de reconciliación nacional, aún cuando esas suspicacias choquen con la insensatez y la perfidia del Frente para la Conquista del Levante, antes Al Nusra y el Estado Islámico, bajo cuyo manto están cobijados otros grupos que apenas pasan de medio millar de integrantes.

Ante esa situación, real y objetiva, tal vez única en toda la historia del Medio Oriente, los detalles técnicos como crear una zona de exclusión aérea y un centro de coordinación ruso-estadounidense para chequear el cumplimiento de la tregua, tienen el defecto en contra de la realidad en el terreno.

En las 14 provincias sirias, en una extensión superior a los 185 mil kilómetros cuadrados, existen múltiples frentes de combate y entre ellos, el que implica a los kurdos en la de Hasaka y el norte de Alepo.

No menos de 70 mil integrantes de las organizaciones terroristas combaten en esas áreas a las Fuerzas Armadas sirias, a la milicias aliadas del movimiento de resistencia libanés Hezbola y a los asesores iraníes, entre otras.

De otro lado, en la guerra impuesta a Siria no ha cesado la injerencia financiera, logística y en armas y hombres de los regímenes de Arabia Saudí, Qatar y Turquía, algo que entra a jugar en los defectos del acuerdo logrado.

A esos elementos se agrega otro elemento discordante y trágicamente tradicional como la ocupación por el régimen sionista de Israel de las Alturas de Golán, desde 1967 en la provincia siria de Quneitra, a menos de 70 kilómetros al suroeste de la capital siria.

El asunto no fue tratado en las largas conversaciones sobre la tregua aún cuando desde la frontera israelì se lanzan esporádicos y sistemáticos ataques contra posiciones del Ejército sirio y jamás ocurren enfrentamientos con grupos terroristas como el antes Al Nusra y hoy Frente para la Conquista del Levante.

Resulta difícil aunque no impensable, que algo pueda lograrse cuando una parte se hace responsable de lo que hace y la otra o no lo entiende o trata de desatenderse.

Según el Islam, las festividades del sacrificio ocurren anualmente 70 días después del mes sagrado musulmán del Ramadán, rituales inmersos en uno mayor: el de la peregrinación a La Meca y de la cual fueron excluidos por quinto año consecutivo los sirios que viven en su propio país.

Una vez más y de manera singularmente dramática, vuelven a combinarse los principios políticos con los preceptos de la fe, los cuales, unidos de manera efectiva podrán lograr algo, o de otra forma el fin puede ser humanamente terrible.

acl/pgh
http://prensa-latina.cu/index.php?o=rn&id=25370&SEO=siria-virtudes-y-defectos-para-una-tregua-generalizada