Los 2.463 colegios electorales instalados en Galiza y los 720 del País Vasco han abierto sus puertas a las nueve de la mañana para dar inicio a una jornada de votaciones que concluirá a las 20.00 horas.

URKULLU Y FEIJOO (CON ARTUR MAS EN EL CENTRO) BUSCAN REPETIR CARGO, AUNQUE EL PRIMERO YA HA RENUNCIADO A LA INDEPENDENCIA

URKULLU Y FEIJOO (CON ARTUR MAS EN EL CENTRO) BUSCAN REPETIR CARGO, AUNQUE EL PRIMERO YA HA RENUNCIADO A LA INDEPENDENCIA

En Galiza, más de 2,2 millones de ciudadanos gallegos están llamados a votar en casi cuatro mil mesas electorales repartidas por la geografía de la comunidad.

En concreto, pueden ejercer su derecho a voto 2.255.579 ciudadanos en las 3.977 mesas distribuidas por los 2.463 colegios electorales. A ellos hay que sumarle los 446.269 inscritos en el Censo Electoral de Residentes Ausentes (CERA).

En esta convocatoria, el PP espera revalidar la presidencia de la Xunta, con una tercera mayoría absoluta, mientras que PSdeG, En Marea y BNG ya han anticipado que si el resultado hace viable una alternativa a las “políticas de la derecha”, estas organizaciones políticas llegarán a un pacto de gobernabilidad.

Por su parte, en Euskadi están llamados a participar 1.783.414 ciudadanos, 8.078 más que hace cuatro años.

En la cita electoral, según las encuestas, el PNV será el grupo mayoritario, con un escenario con distintas y novedosas posibilidades de pacto de cara a la gobernabilidad de Euskadi.

EH Bildu entraría con fuerza en la cámara vasca (como los socialdemócratas de Elkarrekin Podemos), pero a una significativa distancia del PNV que repetiría su liderazgo, seguido de lejos por el PP y el PSE.

Estos comicios pueden marcar un antes y un después en el bloqueo del panorama político nacional. (EFE)

LÍDERES Y LIDERESAS DE LAS FORMACIONES GALLEGAS POSAN PARA LOS MEDIOS HORAS ANTES DE LOS COMICIOS

LÍDERES Y LIDERESAS DE LAS PRINCIPALES FORMACIONES GALLEGAS POSAN PARA LOS MEDIOS HORAS ANTES DE LOS COMICIOS

LA PRESENCIA CDE LA MUJER EN LAS ELECCIONES VASCAS ES MÁS QUE DESTACABLE. EN LA FOTOGRAFIA, DE IZQUIERDA A DERECHA, JUANA BENGOETXEA (PP), MADDALEN IRIARTE (EH BILDU), BAKARTXO TEJERIA (PNV), NATALIA ROJO (PSE) Y PILI ZABALA (PODEMOS). (IKER AZURMENDI)

LA PRESENCIA DE LA MUJER EN LAS ELECCIONES VASCAS ES MÁS QUE DESTACABLE. EN LA FOTOGRAFIA, DE IZQUIERDA A DERECHA, JUANA BENGOETXEA (PP), MADDALEN IRIARTE (EH BILDU), BAKARTXO TEJERIA (PNV), NATALIA ROJO (PSE) Y PILI ZABALA (PODEMOS). (Foto de Iker Azurmendi)

NOTA DEL ADMINISTRADOR.- Si se confirmaran las previsiones que muestran las últimas encuestas, el PP podría abandonar el gobierno en Galiza, en caso de que las Mareas y el PSOE decidieran aparcar diferencias y enfrentar un ejecutivo junto a los dos probables escaños que se otorgan a Ciudadanos y el BNG.

En Euskadi, el PNV estaría obligado a pactar con EH-Bildu para formar un gobierno estable y nacionalista, dado que la formación socialdemócrata no alcanzaría los suficientes diputados, junto a sus correligionarios de Elkarrekin-Podemos, para tratar de articular un posible gobierno alternativo.

Por otra parte, el propio Arnaldo Otegi, antes de ser declarado “inelegible” por el Tribunal Constitucional, ya anunció hace semanas que un tándem junto al colectivo que lidera la odontóloga Pilar Zabala no figuraba en sus planes.

Otras opciones, como la de que se produjera un acuerdo entre PP, PSE y PNV, dependerían de la voluntad de los dos primeros respecto a la aprobación de las cuotas de soberanía que reclama el partido de Urkullu, aunque este último ya dejó claro que la independencia del País Vasco no es el actual objetivo primordial de su formación.