La cancillería rusa emitió un comunicado mediante el cual se posiciones respecto a la cancelación del diálogo sobre Siria por parte de los Estados Unidos, señalando al país norteamericano su incapacidad para cumplir con las promesas y que no mantiene un compromiso real para construir la paz en Siria.