El informe de estabilidad financiera global presentado por el Fondo Monetario Internacional (FMI) indica que más del 25% de los bancos de las economías avanzadas con activos de dólares seguirán en situación de debilidad y enfrentarán retos estructurales significativos.

Por otra parte, el Fondo Monetario, que en Junio pasado había advertido al Banco Mundial sobre el peligro que entrañaba la delicada situación del Deutsche Bank, llegando a asegurar que esa entidad alemana representaba el mayor riesgo en todo el sistema bancario mundial, hoy trata de restar importancia al rumor sobre una crisis inminente en el DB, expresando su confianza en que las autoridades germanas está haciendo lo posible por para estabilizar la situación.