La portada del número ‘The Spectator‘ de esta semana la protagoniza un Vladímir Putin de rostro siniestro que sostiene un iPad con el logo de RT como parte de un montaje de un conocido cartel soviético.

ESTA ES LA PORTADA QUE NO SE ATREVEN A LANZAR LOS SEMANARIOS ESPAÑOLES, TAN ANTIRRUSISTAS COMO EL 95% DE LAS PUBLICACIONES DEL RÉGIMEN BORBÓNICO

ESTA ES LA PORTADA QUE NO SE ATREVEN A LANZAR LOS SEMANARIOS ESPAÑOLES, TAN ANTIRRUSISTAS COMO EL 95% DE LAS PUBLICACIONES DEL RÉGIMEN BORBÓNICO

En la misma revista aparece otro artículo donde el periodista Paul Wood especula con la posibilidad de una invasión rusa del Báltico y de “juegos peligrosos de Putin” en la región.

Sobre esta dualidad, el editor adjunto de ‘The Spectator’, Freddy Gray, ha comentado a RT que la revista tiene un punto de vista “bastante interesante” acerca de Putin.

‘The Spectator’ se encuentra en una posición excepcional y afortunada: “la de no ser rusófobos, pero a la vez no ser rusófilos“, afirma.

Gray también opina que la “histeria sobre Rusia” en Occidente se basa “en una profunda búsqueda psicológica de un enemigo“, y que Putin “parece venirle muy bien al momento“. Asimismo, cree que, en gran medida, todo ello está vinculado con las elecciones norteamericanas.

Sobre la noticia del cierre de las cuentas de RT, el periodista concluye que Occidente tiene “tanto miedo a las amenazas de la sociedad libre del Este que nosotros mismos corremos el peligro de no ser una sociedad libre”.