En Venezuela, la opositora Mesa de la Unidad Democrática realizó el pasado mes de junio la primera etapa de recolección de firmas para activar la solicitud de un proceso revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro, entregando más de un millón 957 mil firmas, de las cuales más de 605 mil eran fraudulentas.