Una comisión del Fondo Monetario Internacional (FMI) se encuentra en España desde el pasado 13 de octubre como parte de la inspección anual que realiza esta institución a las cuentas públicas de diversas naciones del mundo para elaborar un diagnóstico económico y hacer sus respectivas recomendaciones.

El FMI ha dicho que no presentará los resultados de su inspección hasta tanto no haya gobierno en España.