Cuba se ha convertido en un avispero gigante contra el bloqueo financiero, comercial y económico impuesto por Estados Unidos hace más de medio siglo, medida que según expertos es un acto de guerra suscrito por el Premio Nobel de la Paz, Barack Obama, quien volvió a firmar la orden ejecutiva mediante la cual designa a Cuba como un país afectado por la Ley de Comercio con el Enemigo que data de 1917.