En sus crónicas sobre el llamado “gasolinazo” de México, el corresponsal de Televisión Española Vicenç Sanclemente omitía informar acerca de la agresión policial a 12 periodistas.

Pero sí se molestaba en denunciar, a través de decenas de medios internacionales, cómo pasó dos horas retenido por la policía de Cuba. Edición: Esther Jávega.

Anuncios