RT ha recogido varios testimonios de ciudadanos iraquíes que lograron escapar de las garras del movimiento terrorista Estado Islámico en Mosul.

Diversos refugiados contaron cómo los yihadistas obligan a los civiles a salir de sus casas para usarlas como bases durante uno o dos días.

Cuando los aviones de la coalición estadounidense comienzan a bombardearlas, los terroristas ya las han abandonado y es la gente que regresa a su casa la que muere bajo las bombas.

Anuncios