Con motivo del día de las Fuerzas de Operaciones Especiales del Ejército ruso, la cadena Zvezda publicó un vídeo con las operaciones de combate en varios países de Oriente Próximo.

Entre ruinas arquitectónicas e históricas, como por ejemplo el anfiteatro romano y una fortaleza del tiempo de las cruzadas en Palmira, se puede contemplar a los soldados en acción.

Los expertos militares indican que, en lo que se refiere a la zona de Palmira, aparecen solo 10 personas. Esto se debe a que varios combatientes han de permanecer necesariamente en el fuerte. Dicho de otro modo, el número de individuos en el grupo de estas fuerzas oscila entre las 13 y las 16 unidades.

Dependiendo de la naturaleza de la operación, las Fuerzas de Operaciones Especiales rusas pueden llegar a utilizar vehículos blindados —conocidos como Tiger—, que cuentan con lanzagranadas automáticos, misiles antitanque guiados y morteros, y vehículos aéreos no tripulados, como el Orlan, por ejemplo.

Por regla general, los nuevos modelos de rifles Kalashnikov son equipados con silenciadores y son cuidadosamente camuflados, dependiendo del paisaje en la zona de hostilidades.

Es fundamental que los combatientes estudien el idioma y/o dialectos del lugar, en este caso el árabe y el neoarameo, antes de llegar a la ubicación del bando enemigo.

De acuerdo con las informaciones de diferentes medios de prensa extranjera, la acción de las Fuerzas Especiales rusas para destruir a los terroristas en Alepo y Palmira (Siria) ha sido exitosa.

Anuncios