Como parte de un extenso programa que busca acabar con la corrupción en México, el movimiento Vía Ciudadana ha inaugurado en la capital de este país latinoamericano el proyecto Corruptour, que muestra 10 lugares de Ciudad de México que sus organizadores consideran como insignias de la deshonestidad política del país.

RT ha realizado parte del trayecto de alrededor de dos horas sobre un peculiar autobús descapotable, adaptado especialmente para el proyecto, que comenzó en Monterrey (Nuevo León) en 2016.

Los integrantes de esta iniciativa intentan crear conciencia ciudadana sobre esta “vergüenza nacional“, añadiéndole humor, historia y política de México.

El objetivo del recorrido es que los participantes conozcan “los sitios emblemáticos de la corrupción mexicana” y entiendan cómo pueden ayudar de manera individual a “no ser parte” de este mal, como explica uno de sus organizadores.

Una idea similar podría ser un éxito total en España, comenzado el recorrido por el Palacio de la Zarzuela, residencia habitual de los Borbones Juan Carlos I y Felipe VI.

El único inconveniente es que el recorrido sería tan extenso, que habría que instalar camas en el autocar, pero ojo, no se admitiría en el concurso de adjudicación al autobús de los penes y las vulvas.

Anuncios