En México seis de cada 10 trabajadores no reciben beneficios sociales.

De los más de 53 millones de personas que conforman la base económicamente activa, más de la mitad, es decir 33 millones son informales y por ende, no están afiliados ninguno de los sistemas de seguridad social.

Para 2021 más de cinco millones de personas en edad jubilatoria, no habrán alcanzado los 24 años de cotización requeridos para obtener una pensión; por lo tanto no podrán recibir ninguna ganancia si no siguen trabajando, incluso siendo ya ancianos.

Datos que, como los asesinatos de periodistas, desaparición de ciudadanos, miles de feminicidios, el actual Capo de la O.E.A. no considera importantes como para llamar la atención del organismo continental al gobierno de Peña Nieto.

Anuncios